pleca-transparente.fw

Recomendaciones para hacer rendir tu dinero a inicio de año

Con el fin de año y comienzo de uno nuevo, es común que las personas hayamos acumulado gastos importantes durante la temporada decembrina, esta situación viene acompañada de propósitos metas u objetivos financieros que se tienen en mente para tener finanzas sanas durante el año que comienza.

Sin duda, empezar un nuevo hábito como el ahorro es algo siempre recomendable, por eso aquí algunos tips para hacer rendir mejor tú dinero a inicio del año. 

Según la plataforma Tiendeo, en promedio se estima que los mexicanos gastamos cerca de 4 mil pesos durante la temporada decembrina, por eso que la llamada cuesta de enero es pesada para muchos. 

La  primera  recomendación es la creación de un presupuesto mensual, con esto identificaremos en que se está gastando el dinero y al mismo tiempo nuestras entradas mensuales.  Puedes marcar en el presupuesto los gastos fijos, aquellos que tienes que hacer mes con mes como pago de tarjetas de crédito, renta, gas, luz y agua y también aquellos variables, en los que podrás hacer ajustes o apretarte el cinturón. 

Si al hacer tu primer presupuesto mensual te das cuenta de que gastas más de lo que ganas y has identificado donde puedes hacer ajustes, podrás tomar mejores decisiones a la hora de hacer compras o también ayudará a ver cuáles son tus gastos innecesarios que podrás eliminar en tu presupuesto, llamados “gastos hormiga”. 

Otra recomendación es separar un porcentaje de lo que ganas mensualmente de por lo menos el 10 por ciento, que será un ahorro que irá creciendo generando una cantidad alta de dinero para fin de año. 

Idealmente se considera que una persona tendría que separar cerca del 20 por ciento de sus ingresos para cualquier eventualidad, sin embargo, sabemos que cuando estás comenzando este nuevo hábito un porcentaje como este puede ser lejano o complicado, de inicio algo que no te pese o que no sientas es un número que te permitirá continuar con este nuevo hábito. [1]

Por otro lado, si ya estamos en el camino del ahorro, hacer que este sea eficiente es parte de las recomendaciones.  El 43.7 por ciento de los adultos ahorra a través de mecanismos diferentes a los ofrecidos por instituciones financieras. Los mecanismos más comunes son guardar dinero en efectivo (64.8%) y participar en tandas (31.7%), revelan datos de la Encuesta de Inclusión Financiera en su primera versión publicada por el Inegi. 

Por ejemplo, las tandas son un mecanismo de ahorro rápido pero no eficiente debido a que no generan rendimientos. Según el Banco Mundial, los mexicanos ahorraron el 13% de sus ingresos participando en tandas o ejercicios similares durante el 2017. 

En México, 6 de cada 10 personas adultas (casi 42 millones de personas) no llevan un registro de sus gastos mensuales y el 44% de las que sí ahorran lo hacen a través de mecanismos no formales, revela la Condusef. 

Otra alternativa es invertir tus ahorros en el mercado de valores con diferentes instrumentos financieros que no requieren una alta cantidad de dinero como las acciones. También están los CETES, bonos de inversión, compra y venta de divisas o hasta algún negocio rentable. 

Para estas opciones siempre es importante definir el tiempo en el que los recursos permanecerán invertidos, tú perfil de riesgo y metas u objetivos para los que se destinarán esos recursos.

Si finalmente has decidido dejar tu dinero en alguna institución perteneciente al sistema financiero, la Condusef te recomienda que es importante que esté debidamente autorizada y regulada por las autoridades; compares y elijas la institución que te ofrezca la mayor tasa de interés y te cobre menos comisiones y designar beneficiarios de tus cuentas de depósito. Ellos recibirán los recursos si llegaras a faltar.

Es importante no endeudarse y pagar las tarjetas a tiempo, ya que algunas pueden generar intereses y puede crear una deuda grande. Si pagamos a tiempo, podemos ir generando un buen historial crediticio. 

Al principio puede ser complicado cambiar los hábitos de ahorro y la creación de un presupuesto mensual pero al paso de los meses verás cómo ha valido la pena alcanzar las metas financieras que te propongas. Verás un incremento en la cantidad de ahorro y un alto rendimiento anual. 


[1]  Un estudio publicado en la Revista europea de psicología social dio a conocer que las personas formaban un hábito entre 18 y 254 días. 

Comparte esto:
Relacionado