Análisis, Irasema Andrés

Crisis económica en 2020 por confinamiento y otras más

El panorama económico para el segundo semestre del año en México es negativo; las previsiones de crecimiento se han revisado a la baja en más de dos ocasiones en la primera mitad del año, anticipando una severa caída en 2020, que va desde una contracción del PIB de -5% hasta -10% y la pérdida de más de 1 millón de empleos. Existe la esperanza de que el país presente una moderada recuperación en 2021.

ANALISIS.01La crisis de salud, generada por la propagación del Covid-19, estalló en una crisis económica alrededor del mundo, tan severa, como la Gran Depresión, consecuencia del cierre de fronteras y actividades en los diferentes sectores productivos, derivando en elevadas tasas de desempleo. Estados Unidos que registraba una tasa de desocupación de 3.5% en 2019 puede alcanzar 15.8% en 2020 y en Europa se prevé un alza hasta 9.5 por ciento.

La estrategia del confinamiento en México también ha provocado el despido de miles de personas. De acuerdo con las cifras del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), sólo en abril se perdieron 555,000 empleos formales y seguramente en mayo se registrará otro número relevante de plazas perdidas.

La realidad es que la pandemia no es la responsable de la recesión en México. Desde 2018 ya se advertía una desaceleración económica global en 2019 consecuencia de la política arancelaria de Estados Unidos hacia el resto del mundo, con efectos recesivos hacia 2020 para algunas economías. De tal manera que la propagación del Covid solo exacerbó lo que ya se esperaba. Desde el tercer trimestre de 2019 la producción nacional ha mostrado una creciente desaceleración: -0.25% en 3T19; -0.45% en 4T19 y -2.37% en 1T20.

ANALISIS.03

Las actividades secundaria y terciaria presentaron en el primer trimestre de 2020 una contracción de 3.8 y 1.4%, respectivamente. La actividad industrial registró en marzo un crecimiento negativo de 5% anual, el mayor en más de una década, acumulando 13 meses consecutivos a la baja, con una fuerte desaceleración en la actividad manufacturera y de la construcción (que tiene una gran capacidad para generar empleo).

México, además de vivir una crisis económica, vive una crisis de incertidumbre por parte de empresarios y familias. El tipo de cambio se ha depreciado en lo que va del año 27%; el índice IPC de la Bolsa Mexicana de Valores acumula pérdidas de 18%; la tasa de interés del Bono M10 se ha mantenido estable entre 6.80 y 6.30%, en tanto, la tenencia de valores gubernamentales en manos de extranjeros se ubicó al inicio de mayo en 1.90 billones de pesos, su nivel más bajo desde junio de 2016.

Sin una política contra cíclica es difícil controlar la recesión económica de 2020. En el presente, el país cuenta con el apoyo de la banca central y una política monetaria laxa que ha recortado la tasa objetivo (en 175 puntos base) hasta un nivel de 5.50%, tratando de mantener estable la liquidez del mercado financiero y la demanda del crédito, no obstante, faltan ajustes en la política fiscal y un mayor gasto público que estimule al sector productivo y se genere empleo, indispensable para elevar el consumo de bienes y servicios.

ANALISIS.02

Pero, ¿cómo puede el gobierno aplicar una política contra cíclica si no cuenta con dinero para aumentar el gasto público?

El gobierno debería aprovechar el bajo costo financiero para endeudarse y redistribuir los recursos en los sectores productivos para impulsar el crecimiento. Esto estimularía la confianza de empresas y familias (un aumento en la inversión y el consumo), permitiría que regresaran capitales al país y quizá evitaría una baja en la calificación soberana; de otra manera es posible que este año el PIB presente una contracción cercana a 8% y la generación de empleo formal se postergue para los siguientes dos años.

De igual manera es importante que tanto empresas como familias generen el movimiento de dinero interno para disminuir la dependencia del mercado externo.

Por: Irasema Andrés Analista económico
Contacto: irasemaandres@yahoo.com.mx

2 comentarios sobre “Crisis económica en 2020 por confinamiento y otras más”

  1. Muy interesante la posición sobre las perspectivas de la economía mexicana vista desde la llamada economía real y la esfera financiera. Que lamentable que no se logre contar con una estructura básica fuerte en lo tecnológico-productivo capaz de sostener la generación de riqueza.

  2. Una explicación muy clara y puntual del contexto económico del país. Tienes razón en estar preocupada por la generación de empleo. Ojalá este artículo llegue a otras instituciones.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.