Entiende a la BMV

Cubriendo riesgos con Derivados

El pasado lunes 24 de febrero, los inversionistas del mercado presenciaron como el valor de sus portafolios de acciones se desplomaba a consecuencia de los crecientes casos de coronavirus alrededor del mundo, despertando preocupaciones e incrementando la incertidumbre en torno a las potenciales consecuencias económicas y sanitarias a corto y mediano plazo. En aquel día, nombrado por algunos como el “lunes negro de febrero”, la volatilidad se incrementó sustancialmente y los principales índices bursátiles mostraron caídas cercanas al 3%. Por ejemplo, el S&P/BMV IPC de la Bolsa Mexicana de Valores retrocedió 984 puntos, equivalente al -2.19%, mientras que el S&P 500 tuvo una caída equivalente al -3.35%.

Por otro lado, los activos conocidos como “refugio” tales como el oro, el dólar y los bonos del tesoro americano presentaron importantes subidas de precio derivado del “fly to quality”, mediante el cual los inversionistas buscan colocar su dinero en instrumentos con el menor riesgo posible en caso de una crisis económica. De esta forma, el tipo de cambio del peso contra el dólar cerró 17 centavos arriba con respecto al día anterior para ubicarse en 19.07 pesos por dólar, después de haber alcanzado un nivel máximo durante la sesión de 19.26.

Este tIMAGEN.DERIVADOSipo de riesgos están siempre latentes y pueden ocasionar desórdenes en los mercados financieros, desatando ventas de pánico y pérdidas económicas importantes entre los inversionistas. Es aquí donde juega un papel fundamental el uso de los Derivados, de modo que se pueden adquirir coberturas ante fluctuaciones en los precios de los activos financieros, facilitando una correcta administración de riesgos y mitigando el impacto de las pérdidas económicas potenciales.

Por ejemplo, la subida que se observó en el tipo de cambio del peso contra el dólar podría haber sido cubierta y mitigada a partir de la compra de un Futuro del Dólar, el cual nos daría el derecho y la obligación de comprar una cierta cantidad de dólares en una fecha posterior pero a un precio pactado desde el inicio de la operación. De igual manera, a través de la compra de Opciones tipo Call, se pudo haber obtenido el derecho mas no la obligación de comprar dólares a un precio previamente pactado a cambio del desembolso inicial de una prima. Para ambas estrategias, la subida del tipo de cambio no hubiera impactado negativamente a los inversionistas que hubiesen contratado las coberturas.

Igualmente, para cubrir la exposición al riesgo de un portafolio de acciones en México, se podría vender un Futuro del S&P/BMV IPC en MexDer, el cual nos compensará a través de un pago en efectivo en caso de que dicho índice subyacente baje en el mercado. Así mismo, en caso de una subida del índice, nosotros deberemos de pagar por la pérdida en el Futuro, pero habremos obtenido una ganancia con nuestro portafolio accionario, mitigando así el riesgo. Así mismo, mediante la compra de una opción tipo Put, podemos adquirir el derecho más no la obligación de vender nuestras acciones a un precio previamente pactado, de modo que si el mercado baja, ejerceremos nuestra opción de venta, mientras que si el mercado sube, perderemos la prima pagada al inicio pero habremos ganado con nuestras acciones.

Es importante tener en cuenta que cuando ocurren este tipo de sucesos inesperados como el brote del coronavirus, la demanda por coberturas a través de instrumentos Derivados suele incrementarse, lo cual presiona los precios de dichas coberturas al alza. Por ejemplo, la volatilidad implícita de las Opciones se incrementa dado que los vendedores de estas querrán cobrar una prima mayor para compensar el riesgo presente y ascendente en el mercado.

Recuerda que la naturaleza de los Derivados es para realizar coberturas ante los principales riesgos del mercado. Por ello, úsalos a tu favor, maximiza tus utilidades, y como siempre:

IMAGEN.DERIVADOS
Por: Aron Brener,
Subdirector de Servicios Transaccionales Mercado de Derivados
Contacto

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.